Foto tomado de : https://goo.gl/m7ctsc

El desayuno turco es sin duda una delicia. No solo por su sabor sino por la variedad de ingredientes y colores que lo componen. Ver la mesa llena de platicos con diferentes comidas lo hace único y abre más el apetito.

Una de las características y además, una de las cosas que más sorprenden a los extranjeros es que en el desayuno los turcos incluyen: aceitunas y ensalada de pepino y tomate. Al comienzo puede ser un poco raro, pero cuando uno lo prueba, la combinación funciona muy bien.

El desayuno turco tradicional incluye: huevo duro, ensalada de pepino con tomate y aceite de oliva, aceitunas verdes y negras, varios tipos de queso, pan, mantequilla, mermeladas de fruta, miel, algunos “börek” o en español pastelitos con carne, queso o espinaca y claro, el delicioso çay o té turco.

Además tienen otras dos formas de comer los huevos: una es el menemen (hacer clic para ver la receta) y otra son los huevos con “sucuk” que es como una especie de chorizo turco pero hecho de carne de res.

Seguramente cuando viajen a Turquía se darán cuenta de lo rico que es y se convertirá en una de sus comidas favoritas en el viaje.

Afiyet Olsun